Pesqueiras do Río Minho

Hoy nos vamos a nuestro querido país vecino, Portugal, y en concreto, al encantador pueblo de Melgaço, aunque la ruta que vamos a hacer no es en el centro.


Cómo llegar: Nosotros fuimos por la carretera desde Valença. Un poco antes de llegar al hermoso pueblo, verás a tu derecha, más abajo de la carretera, las Termas de Melgaço, un edificio grande y blanco. Si te fijas, justo ahí hay, a ambos lados de la carretera, barandillas de color amarillo,
(de esa forma, te será más fácil verlo). Pues al poco de pasar este edificio, vas a llegar a un cruce con varios letreros a mano izquierda que indican un “área de lazer” unas “piscinas”etc, pues es por ahí, así que giramos y tiramos de frente algún tiempo; encontraremos una rotonda con una bola del mundo o algo similar en el centro, la bordeamos y seguimos de frente siguiendo el cartel azul que pone “Pousada da Juventude”; llegaremos a un parque infantil con mucho espacio para aparcar, así que aquí dejaremos el coche:

 Empezamos a caminar bajando por la carretera y nos encontraremos un cartel que pone “Anfiteatro“, “Estadium“, “Lago” “Piscina” y es que todo esto y mucho más lo verás ahí, la verdad es que es una zona increíble para disfrutar de actividades al aire libre, ya verás como te gusta. Bien, cogemos a la derecha como nos indica ese “cartaz” (cartel en portugués) y bajaremos por una pista adoquinada, dejando a nuestra izquierda el lago, la piscina y demás instalaciones. Llega un punto en el que el adoquinado desaparece y sigue una pista de tierra, ya, camuflada entre los pinos. Vamos bien! seguimos bajando y a unos pocos metros, oooooh! aparecen ante nuestros ojos las ansiadas pasarelas de madera, tan hermosas ellas!

 Éste es el inicio de las pasarelas. Nosotros llegaremos bajando por ese camino que ves en la foto y aquí debemos tomar una gran decisión: tomar a la derecha o tomar a la izquierda? Esa es la cuestión! jajajaja las dos opciones son buenas: una más larga y otra más corta, como en el cuento de Caperucita. Os explico las dos y vosotros decidís, aunque mi consejo es que hagáis ambas, ya sea en días distintos o de un tirón; en las dos el camino es fácil, sin grandes desniveles y sobre todo, pre-cio-si-si-si-si-si-sí-mo!


Empezaremos por la ruta corta, que es el de nuestra derecha, según llegamos, y tendremos el Río Minho a la izquierda. Esta parte discurre casi toda por las pasarelas de madera, con unos paisajes increíbles por lo que se hace en un pis-pás. Mirad qué hermosura:

 Enseguida llegaremos aquí:

 Aprovechamos para echar un vistazo al panel informativo y/o hacernos alguna fotillo, jajajaja:

 Aquí se acaba la madera y nos pasamos a la tierra, por un caminito que empieza aquí mismo, pues por ahí nos vamos! La sorpresa que nos espera al final, es ésta: 

Después de contemplar unos instantes este bello rincón, debemos regresar sobre nuestros pasos de nuevo hasta el inicio de las pasarelas. Ésta sería la ficha técnica de este pequeño recorrido:

Dónde: en Melgaço, Portugal

Coordenadas GPS: 42º07´08.5´´N –  8º16´24.6´´W

Circular: no

Distancia: 0,73 km (sólo ida)

Tiempo: 10 minutos (sólo ida)

Dificultad: Muy fácil

Mapa

Y vamos ahora con la parte larga, la de la izquierda:


Arrancamos desde el inicio, y el primer tramo es todo por pasarelas de madera. Ahí tienes a Petra, que va toda feliz (como siempre).


Llega un momento en que las pasarelas se acaban, pero no desistas! el camino sigue! te encontrarás con un merendero, así que si quieres aprovechar para tomarte un pequeño tentempié, ya sabes!

Bajamos por una cuesta que nos lleva hacia el río, pasamos por un aparcamiento y ya enseguida vemos el Miño:

 Y ya Petra aprovecha para darse un bañito (da igual que sea enero que agosto, ella siempre se baña):

 Si os fijáis, en la foto se ve que la tengo atada con la correa, porque por esta zona, el Río va con mucha corriente y puede ser peligroso, así que si váis con perro u os metéis en el agua, cuidadín cuidadín!


Seguimos el camino de tierra, e iremos viendo a nuestra derecha las “pesqueiras” que dan nombre a este “trilho” (para los que no lo sepáis, trilho significa sendero en portugués. Os lo digo porque será una palabra que aparecerá muchas veces en mi blog, ya que haremos muchos por Portugal. Mira, además de enseñaros rutas, os enseño portugués, si es que, soy más buenaaaaaa, jajajajaja).

 Como verás hay muchas pesqueiras, que son construcciones con cientos de años de antiguedad, en las que se capturan lampreas y otra fauna piscícola del Minho; si vas con la marea baja, apreciarás mucho mejor su trabajosa y estudiada arquitectura.

Si te fijas en esta última foto, verás en la orilla española la vía del ferrocarril; es casi seguro que durante tu paseo vas a ver o escuchar pasar el tren, no una, sino, posiblemente varias veces. Esto hace la ruta más encantadora todavía.

Bueno, llega un punto en el que el camino nos aleja del Río y se mete hacia dentro. Lo vamos a seguir, no tiene pérdida; en un principio nos llevará entre campos de cultivo y viñedos, más tarde llegaremos al pueblecito de Remoâes, en el que veremos casonas blasonadas, y algunas, muchas, restauradas y encantadoras:

 Y vestigios de un pasado próspero:

 Y llegamos ya, a la meta de nuestra ruta de hoy: las Termas de Melgaço y su puentecito medieval:

 Las aguas termales de Melgaço le dieron fama y prosperidad al pueblo. Estas aguas tienen propiedades terapéuticas para el tratamiento de diabetes, aparato digestivo, respiratorio y sistema osteoarticular. Aparte de eso, el rincón es encantador y si quieres puedes dar un paseo por los jardines del Balneario.

Después de esto, ya no nos queda más que regresar. Pero, os propongo una alternativa:

Volvemos sobre nuestros pasos, por el pueblecito y por el camino que va al lado del Río y sus pesqueiras. Cuando lleguemos al aparcamiento donde estaba también el merendero, en vez de coger otra vez las pasarelas de madera, os recomiendo que vayáis por un camino alternativo que va al ladito del río y que arranca justo ahí, en el aparcamiento, y que está señalizado además, con una indicador de madera de un Trilho de Gran Recorrido, con marcas blancas y rojas. En esta foto lo véis más claro, sería el camino que vemos a la derecha:

Por ahí el camino va más cerquita del Río y es precioso, la verdad.

 Ya véis a Petra cómo le gusta, jajajajaja!


Después de andar un poquito, el sendero se bifurca y nosotros debemos coger el camino que sube, a nuestra derecha y que nos llevará de nuevo, a nuestras pasarelas y a nuestro inicio.


Pues bien, la FICHA TÉCNICA de este segundo recorrido es ésta:


Dónde: en Melgaço, Portugal

Coordenadas GPS: 42º07´08.5´´N –  8º16´24.6´´W

Circular: no

Distancia: 3,76 km (sólo ida)

Tiempo: 50 minutos (sólo ida)

Dificultad: Muy fácil

Mapa

Cómo llegar con google maps

Otra opción es hacer la ruta partiendo desde las Termas de Melgaço, éstas son las coordenadas GPS del Balneario:


42º 6’ 23’’ N  -8º 16’ 57’’

Cómo llegar al Balneario con google maps

13 comentarios en “Pesqueiras do Río Minho

  1. Me parecio una ruta mágica, silencio, paz, un paisaje precioso……pena que no fuese mas larga, los alrededores tambien muy bonitos, …..muchas gracias por tu informacion tan detallada.
    Descubres rutas que tenemos cerca y ni cuenta nos damos.
    Gracias

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s